Museo Thyssen Bornemisza

Colección Permanente

Autor:

Jan Gerrit van Bronchorst

Título:
Joven tocando la tiorba
Fecha:
c. 1642-1645
Tipo:
Óleo sobre lienzo
Medidas:
97,8 x 82,6 cm
Úbicacion:
Museo Thyssen-Bornemisza, Madrid
Numero de inventario
Nº INV. 73 (1981.70)
ficha de la obra

© Museo Thyssen-Bornemisza, Madrid

Más información sobre esta obra

Jan Gerrit van Bronchorst se inició en las artes como pintor de vidrieras. Según parece, su primera formación la recibió en su ciudad natal, Utrecht, y amplió sus conocimientos en Francia, en Arras y París. Al finalizar esta etapa, Bronchorst se estableció en Utrecht, donde asistió al taller de Gerrit van Honthorst, lugar en el que entró en contacto con la pintura de caballete; en 1639 aparece en el registro del gremio de San Lucas de Utrecht. Bronchorst trabajó a lo largo de su vida el óleo, la pintura para vidrieras y el grabado.

Joven tocando la tiorba perteneció a sir Arthur du Cros, en Craigwell Manor, Bognor, y no fue subastada cuando, en 1973, la colección de este aristócrata se puso a la venta. La pintura salió al mercado en 1980, en Christie’s, como un trabajo de Jan Gerrit van Bronchorst, pasando, a continuación, a la galería Speelman. El siguiente propietario fue la galería londinense P. & D. Colnaghi & Co. Ltd. a la que se adquirió, en 1981, para la colección Thyssen-Bornemisza. El lienzo se compró como una obra autógrafa de Bijlert y se comparó, por tema y fecha, con un trabajo conservado en el Centraal Museum de Utrecht, Joven con una flauta, de Abraham Bloemaert, maestro de Bijlert.

La pintura no se incluyó en uno de los estudios más importantes de Bijlert, el de Hoogewerff, editado en 1965. Gaskell, al analizar esta obra en su estudio sobre los holandeses de la colección Thyssen Bornemisza, prefirió considerarla, con prudencia, un trabajo atribuido al artista. Este crítico mencionó algunos óleos tempranos de Bijlert, fechados entre 1625 y 1635, en los que el pintor representa sobre un fondo neutro figuras de pastores, de medio cuerpo, con objetos en sus manos, como el del Museo de Arte de Indianápolis en el que el personaje talla una flauta o el del Centraal Museum de Utrecht donde la tañe. Composiciones que se pueden inscribir en la línea abierta por Honthorst o Ter Brugghen y que también encontramos en Abraham Bloemaert.

En el catálogo razonado del artista, publicado por Paul Huys Janssen, la pintura se comenta en el apartado de atribuciones rechazadas, el autor aquí asigna el óleo a Jan Gerrit van Bronchorst. Esta misma opinión es la de Thomas Döring, que incluyó la tela dentro de la producción de este pintor y la fechó hacia 1642-1645.

Este joven que toca una tiorba se construye con una luz que incide con fuerza en su rostro y en la mano con la que sostiene el instrumento, dejando el cuerpo en penumbra. Llama la atención la postura que el pintor ha elegido para representar a su modelo, que apoya en el canto de una mesa, con el peso del cuerpo hacia delante y girando la cabeza. La gama cromática elegida para sus ropas contrasta vivamente con el toque encarnado de su gorro, que se ha decorado con una rama de vid, planta consagrada al dios del vino, Baco.

Mar Borobia