La colección Thyssen-Bornemisza se compone de cerca de mil obras que permiten recorrer la historia de la pintura occidental desde el siglo XIII hasta los años finales del siglo XX. El visitante tiene, gracias a ella, la oportunidad de emprender un paseo por la historia del arte, topando con las creaciones únicas de maestros como Durero, Rafael, Tiziano, Rubens, Rembrandt, Caravaggio, Manet, Renoir, Cézanne, Van Gogh, Gauguin, Kandinsky, Picasso, Dalí, Hopper o Rothko. Como en un libro, van pasando uno tras otro los movimientos de la historia del arte en orden, con una calidad singularmente sostenida que deja sin respiración.

El mantenimiento de esta colección, adquirida por el Estado español en 1993 y convirtiéndose por ello en patrimonio público nacional, exige gran atención y cuidado al estado de las obras, sus materiales y las condiciones en las que estas se exponen y manipulan. Con su apoyo, la Fundación Mutua Madrileña se convierte en colaboradora de esta misión encargada al museo; la de preservar un fondo artístico de un valor incalculable, para poder seguir mostrándolo en todo su esplendor a la sociedad.

Colabora:

Fundación Mutua Madrileña

Otros proyectos